María Isabel Anita Carmen de Jesús Vargas Lizano, mejor conocida como Chavela Vargas, nació el 17 de abril de 1919 en Costa Rica, a los 17 años llegó a México, huyó de las críticas, rechazos y prejuicios de sus padres y de una sociedad “hipócrita, sin valor para romper esquemas” en palabras de la Chamana, se nacionalizó mexicana, acortó su nombre a Chavela Vargas, se cortó el cabello, se puso unos pantalones de manta y un jorongo, así fue como “el público se quedó callado, se paró la historia un segundo”.

Una de las mejores intérpretes del género ranchero, transmitía el dolor y el sentimiento de las canciones de José Alfredo Jiménez, su amigo, padrino y compañero de borracheras, con quien formó una buena mancuerna musical.

Una mujer orgullosa de serlo, única, rompió con los estereotipos de su época: “si eres lesbiana, estás marginada” contó en la entrevista que las cineastas Daresha Kyi y Catherine Gund  le hicieron en 1991 cuando fue el regreso a los escenarios de la cantante después de una época difícil por su alcoholismo.

Chavela, película de Catherine Gund y Daresha Kyi, muestra la vida de la cantante contada por ella misma, por sus amigos y colegas, la reivindica como mujer, como artista y como la persona que se formó a sí misma.

Se podrá ver en cines nacionales a partir del 3 de agosto, aquí el tráiler:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here