El día de ayer el Comité Técnico del Fideicomiso Público para Reconstrucción y Rehabilitación de Vivienda de uso habitacional aprobó más de 600 millones de pesos para la rehabilitación y reconstrucción de 26 inmuebles afectados tras el sismo del 19 de septiembre de 2017.

Esta acción corresponde a la ardua movilización que el conjunto de vecinos agrupados en Damnificados Unidos de la CDMX que han llevado a cabo a lo largo de casi 13 meses después del sismo, después de las trabas burocráticas puestas por la Comisión para la Reconstrucción para acceder a estos recursos mismos que decían que no estaban disponibles para las personas damnificadas.

A pesar de haber logrado este avance para el primer grupo de viviendas conformado por 9 edificios del Multifamiliar Tlalpan,  7 de Girasoles III, 1 de Insurgentes 476, y uno de Rincón del Sur edificio 5,  varios puntos quedaron pendientes a solucionar debido a que el titular del Instituto de la Seguridad de las Construcciones, Renato Berrón no se presentó a la reunión acordada.

En este diálogo con las autoridades de la CDMX, que se prolongó hasta las primeras horas de la madrugada del día de hoy, el colectivo de Damnificados Unidos logró que se tomarán en cuenta los casos especiales y jurídicos como la situación del predio de avenida del taller 21 que está pendiente su decreto de expropiación para acceder a los fondos del fideicomiso.

En el caso del edificio 1C del Multifamiliar Tlalpan, se logró que se le asignara el presupuesto suficiente para que se entregue conforme al proyecto aprobado por los vecinos.  Damnificados Unidos de la CDMX  exigió también un estudio de suelo integral en la zona de Iztapalapa y Tláhuac, misma que ha quedado rezagada a más de 13 meses del sismo del 19 de septiembre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here