Por Kasandra Machuca / @kasmachuca

A un año de la tragedia en la Línea 12 del Metro, integrantes del Partido Acción Nacional (PAN), colocaron un supuesto antimonumento en Paseo de la Reforma, por las víctimas. “Fue Morena”, dice el antimonumento que se localiza en la esquina de Avenida Juárez y Paseo de la Reforma, en la alcaldía Cuauhtémoc.

A la colocación de este, asistieron directivos y legisladores del PAN CDMX como Andrés Atayde, presidente del Partido Acción Nacional en la capital, y la senadora Kenia López Rabadán.

Frente a este acto, el colectivo Antimonumentos, Memoria, Justicia y Verdad, externaron su repudio y “exigieron que se recoja su propaganda política, ese falso antimonumento que ofende la memoria de quienes faltan, pero además que ofrezcan disculpas a las víctimas y sus familiares ante su acción ruin”

A través de un comunicado el colectivo explicó que el PAN “no tiene límites, ni dignidad pues no solo banaliza una expresión legítima y totalmente ciudadana, sino que pretende utilizar a una tragedia con el único fin de ganar votos y dinero.»

En entrevista para Somoselmedio, Cristina Híjar González, investigadora del INBA y activista del Colectivo Híjar explicó que “los Antimonumentos son un grito por la verdad y la justicia, de hechos que no son del pasado, porque estos no han dejado de acontecer, y eso lo comprueba el dolor, las penas y el sufrimiento de las familias víctimas de las atrocidades”.

Foto: Mario Marlo / @Mariomarlo

A través de la organización y autogestión, colectivos integrados por personas y comunidades que han sufrido violaciones a sus derechos humanos en México, han realizado esfuerzos para crear e instalar los Antimonumentos en puntos estratégicos en diferentes estados del país, con el objetivo de interactuar con quienes los miran.

“Son de todos y para todos, no hay responsables, incluso su mantenimiento son por convocatorias abiertas en redes sociales. Estos se han ganado su lugar de enunciación en el discurso social; es decir, que efectúan un pase de lista por los desaparecidos, ejercen conferencias de prensa, muestran las fotografías, se manifiestan y protestan en ese lugar, son los que tienen el poder de construir lugares de memoria activos.» Declaró Cristina Híjar González.

Respecto al acto realizado por los diputados del PAN, Cristina Híjar González explicó que “las personas que realizan este acto social, tienen una autoridad ética y moral indiscutible, cosa de la cual carecen los partidos políticos y en particular el Partido Acción Nacional, que con esta infamia, pretenden apropiarse de nuestras acciones de memoria y de nuestros símbolos en lucha”.

La investigadora del INBA resaltó que si existen personas que tienen derecho a los antimonumentos, serían los que ejercen su derecho a la memoria, esa memoria negada, ocultada y despreciada por la clase política en general, que no solo por omisión no atienden estos asuntos, sino porque son cómplices de muchos de ellos.

Finalmente, respecto a la colocación del supuesto antimonumento por los panistas, la Cristina Híjar González calificó como una acción, infame y carroñera, por lo que se unió a la exigencia del retiro del «mamotreto» y las disculpas públicas a las víctimas por la negligencia y la corrupción del desplome de la Línea 12 del Metro.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here